¿Cómo sacar el mayor partido posible a tu mochila portabebés?

Las mochilas portabebés ergonómicas son el portabebés más fácil de colocar y sencillo de utilizar de entre todos los portabebés ergonómicos que tenemos en el mercado (fulares, bandoleras, mei-tais, etc). Gracias a su sistema intuitivo de colocación y ajuste podrás ponerte a tu bebé en apenas unos segundos y estar listo para horas de porteo.

Sin embargo, es importante que aprendas a sacar el máximo partido a tu mochila ergonómica para que vayáis cómodos y seguros y para que tu mochila se conserve igual que el primer día por más uso que le des. En este artículo te ofrecemos unos cuantos consejos para aprender a manejar tu mochila ergonómica de la mejor manera posible y disfrutarla al máximo:

 

Tómate un tiempo para encontrar el ajuste perfecto. Aunque las mochilas ergonómicas se quitan y se ponen en un segundo de una manera totalmente intuitiva, buscar el ajuste perfecto para ti y tu bebé puede llevarte más tiempo, incluso varios días de prueba. Merece la pena que explores varias posibilidades hasta dar con la posición y ajuste en la que os encontréis más cómodos. Puede no parecer decisivo pero lo cierto es que un pequeño cambio de ajuste puede suponer una gran diferencia en cuanto a comodidad.

En nuestro blog puedes encontrar muchos artículos con consejos sobre cómo encontrar el mejor ajuste para tu mochila portabebés. Por ejemplo:

 

Prueba a ponerte el cinturón a diferentes alturas (siempre conservando la cabecita de tu bebé donde puedas alcanzarla para darle un beso pero sin que te estorbe tu barbilla), prueba a ajustar más o menos los tirantes. Si tu mochila lo permite, regula el ajuste del largo de los tirantes donde éstos se unen con la parte superior del panel hasta que encuentres el punto donde te encuentras más a gusto. Tu mochila portabebés te va a acompañar durante muchas horas los próximos meses, quizá años, bien merece la pena que explores todas sus posibilidades y encuentres el mejor ajuste para vosotros.

 

– Léete a fondo el libro de instrucciones, prueba todas las opciones que tu mochila portabebés te proporcione. En nuestra página podrás encontrar los vídeos y manuales de instrucciones de todas las mochilas portabebés, ¡no dejes de consultarlos!

Si tu mochila lleva tirantes con broche, prueba a cruzarlos a tu espalda, prueba alguna vez a poner a tu bebé a la cadera. En definitiva, explora tu mochila portabebés al máximo para conocerla a fondo y usarla de la manera que te resulte más práctica y cómoda.

 

– Aunque todas las mochilas ergonómicas se pueden lavar en la lavadora en un ciclo corto de agua fría, cuanto menos laves tu mochila portabebés, mejor. Normalmente tu mochila no se ensuciará demasiado y podrás ir quitando las manchas normales del día a día con un trapito o toallita húmeda, retrasando de esta manera el momento de lavarla en la lavadora. Si tu bebé regurgita a menudo o le encanta chupar y mascar los tirantes de la mochila lo mejor es que adquieras unos protectores de tirantes, de este modo podrás lavarlos por separado sin lavar la mochila entera.

Los lavados demasiado frecuentes pueden deslucir los colores y rozar los tejidos de tu mochila. Están pensadas para aguantar mucho trote, pero si las cuidamos nos aseguraremos de que se conservan como el primer día y que incluso podrán heredarla otros bebés casi como si la estrenaran.

 

– Algunos bebés pueden tardar un poquito en acostumbrarse a ir en una mochila portabebés ergonómica. Si tu bebé parece incómodo en su mochila portabebés, no desistas al primer intento. Es mejor evitar que llore y probar más tarde, cuando se encuentre de mejor humor. La gran mayoría de los bebés estarán acostumbrados a ser porteados en una mochila ergonómica en unos pocos días.

 

Explora nuevos usos. Es posible que compraras tu mochila portabebés para llevar a tu bebé en un determinado momento concreto, quizá para unas vacaciones o para ayudarte a llevar a un hijo mayor al colegio. Piensa en qué otras situaciones podría resultarte útil. ¿Has pensado alguna vez que puedes usar tu mochila portabebés dentro de casa para facilitarte todas las tareas cotidianas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *